martes , 10 diciembre 2019
Inicio / Destinos Turísticos / TESOROS DE EXTREMADURA: SIERRA DE GATA, VALLE DEL JÁLAMA

TESOROS DE EXTREMADURA: SIERRA DE GATA, VALLE DEL JÁLAMA

     Sierra de Gata, Valle del Jálama, montañas de acebos, robles y castaños, pueblos de calles estrechas, edificios históricos y un habla tan excepcional, A Fala, que ha sido reconocida como Bien de Interés Cultural. El Valle del Jálama, o Val del Xálima en su dialecto, se extiende a orillas del río Erjas y está formado por tres municipios con un patrimonio natural y cultural excepcional: Valverde del Fresno, Eljas y San Martín de Trevejo.

sierra-de-gata-mapa

     La Sierra de Gata es una comarca que se ubica en el rincón noroeste de Extremadura, donde se acaba España por el oeste y la provincia de Cáceres por el norte. Este carácter fronterizo entre naciones y entre provincias, unido a la dificultad que representa su orografía para las comunicaciones, ha propiciado una excelente conservación de su patrimonio natural y cultural. Una conservación más acentuada en el extremo noroccidental de la propia comarca, en el Valle del Jálama, debido a su mayor aislamiento desde la reconquista a los árabes.

 sierra-de-gata-rutas-de-senderismo

     En toda la Sierra de Gata podemos disfrutar de unos paisajes excepcionales, recorridos por multitud de senderos que hacen las delicias de los caminantes por sus acogedores rincones y sus espectaculares vistas. Unos paisajes plagados de especies forestales, castaños, robles, pinos, encinas, alcornoques, y de miles de olivos y viñas. Incluso podemos encontrar en las cabeceras de los valles magníficos ejemplos de bosque autóctono: abedul ibérico, acebo, enebro, encina rupícola y roble melojo.

sierra-de-gata-sendero-gr-10

     Para disfrutar de este patrimonio natural, la Sierra de Gata dispone de una extensa red de senderos señalizados que permiten diseñar las rutas que mejor se adapten a nuestros gustos y posibilidades. El eje de esta red de senderos es el Sendero de Gran Recorrido (GR 10), que con una dirección dominante E-O parte desde la provincia de Madrid (San Martín de Valdeiglesias) y llega hasta Termas de Monfortihno (Portugal). La última parte de su recorrido transcurre por la Sierra de Gata, recorriendo en 14 etapas 100 kilómetros entre las Hurdes y la frontera portuguesa. Conectados con este sendero, existen 8 Senderos de Pequeños Recorrido (PR-CC 181 a 188) y 12 Senderos Locales (SL-CC 201 a 212) que nos permiten acceder a todos los pueblos recorriendo los parajes más atractivos por caminos, calzadas, cordeles y cañadas.

sierra-de-gata-pr-cc184-perfil-de-la-ruta

     Uno de estos senderos es el denominado  PR-CC 184. Ruta de A Fala, que transcurre por San Martín de Trevejo, Eljas y Valverde del Fresno. Comienza la ruta en la bella plaza porticada de San Martín de Trevejo (620 m), donde se une con el GR 10. En dirección N, tras dejar atrás esta localidad poblada de numerosas fuentes, el PR-CC 184 llega a la calzada de piedra que se seguirá en su integridad durante este primer tramo. En un principio presenta un corto pero fuerte ascenso entre olivos y viñas, dejando atrás bellas vistas del pueblo y su entorno. Pronto se entra en el bello castañar de Ojesto, donde se suaviza la permanente subida. A la izquierda se contempla la ladera del Cancho Peñaflor, por la que se sigue en el siguiente tramo. En una bifurcación se toma a la izquierda para pasar junto a dos majestuosos castaños, conocidos como los Abuelos. Más arriba la travesía cruza el torrente de la Vega por un viejo puente de piedra, y enseguida alcanza el punto más alto de la ruta en el puerto de Santa Clara (1.020 m; 4,8 km; 1 h 20 min), donde sólo nace matorral de montaña.

sierra-de-gata-pr-cc184-castanar-pepeynat

     En este enclave se confluye con la carretera que pasa a Castilla y León, pero el sendero señalizado sigue por una pista que comienza detrás de una cancela en dirección O, y que atraviesa unos pastos con ganado bovino y caprino. Las marcas son escasas y es fundamental no perder altura. Poco a poco surgen formaciones rocosas, mientras que el camino se convierte en un cómodo sendero que desciende suavemente. A los 2 km se atraviesa un bello canchal granítico y a la izquierda se contempla la bella ladera por la que se ha ascendido, así como el alto del Jálama (1.492 m). A partir de este punto se circula sobre el llamado camino del Puerto, que tras 5 km penetra en un robledal en el que hay prados cercados por musgosos muros de piedra. Después de una revuelta aparecen los pueblos de Eljas y Valverde del Fresno. Al primero se desciende por un zigzagueante camino empedrado (600 m; 13,2 km; 3 h 10 min).

sierra-de-gata-pr-cc184-torresdehernan-pepeynat

      La ruta pasa por delante de la iglesia y desciende al camino empedrado, que lleva a la fuente del Álamo. Luego cruza el río Erjas por un vado junto al que se encuentran las ruinas de un viejo molino. Poco después, entre huertos de olivos y algún frutal, cruza por unas piedras el arroyo del Castaño, cuyo entorno alomado está cubierto por manchas de fresnos. El camino pronto se convierte en pista de tierra y -tras pasar por delante de un camping, una granja apícola y el cementerio-, entra en Valverde del Fresno (498 m; 17,2 km; 4 h 5 min.). Puedes descargar toda la información sobre estos senderos en la web de Adisgata.

sierra-de-gata-rutas-de-senderismo-2

     Ésta y otras rutas de la Sierra de Gata podemos recorrerlas prácticamente durante todo el año gracias a su buen clima. Las sierras que la separan de la vecina provincia de Salamanca la protegen de los aires del norte, dotándola de un agradable clima entre continental y atlántico. También favorecen las abundantes lluvias que llenan sus gargantas y que permiten ofrecer a los visitantes cuidadas piscinas naturales, como las que tenemos en los tres pueblos del Valle del Jálama.

sierra-de-gata-letreros-traducidos-a-fala

     Los tres pueblos del valle, Valverde del Fresno, Eljas y San Martín de Trevejo comparten un patrimonio cultural de especial relevancia, A Fala, un dialecto galaico-portugués que mantiene los rasgos del habla del siglo XIII debido al aislamiento sufrido durante siglos. A Fala es un habla de uso generalizado en toda la comarca, aunque con rasgos particulares en cada uno de los pueblos, que hacen que se denomine de forma diferente en cada uno de ellos: o mañegu, en San Martín de Trevejo, o lagarteiru, en Eljas, o valverdeiru, en Valverde del Fresno.

sierra-de-gata-valverde-del-fresno-iglesia

     De los tres pueblos del valle, Valverde del Fresno es el que cuenta con más población, incluso de toda la Sierra de Gata. De su patrimonio cultural, además de A Fala, podemos destacar la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción, diseñada por Pedro de Ibarra en el siglo XV, pero no terminada hasta el siglo XVI; la Ermita del Cristo del Humilladero, ubicada dentro del casco urbano fue construida entre los siglos XVI y XVII y la Ermita del Espíritu Santo, situada en las faldas de la sierra es un precioso ejemplo de arquitectura eremita, tanto por su sencillez constructiva como por el espectacular paisaje que la rodea.

sierra-de-gata-eljas-castillo 

     Lo que más llama la atención de Eljas es su ubicación en lo más empinado de la sierra, lo que provoca que las casas tengan que tener varias alturas para llegar a nivel de la calle y que éstas tengan fuertes pendientes y sean estrechas y tortuosas. La construcción más importante de la localidad es su Castillo construido en el siglo XIV y declarado Monumento Histórico Artístico en 1970. También es digna de visitar la Iglesia de la Asunción, del siglo XV, situada junto a la Plaza Mayor.

sierra-de-gata-san-martin-de-trevejo-torre-campanario

     San Martín de Trevejo es el pueblo que mejor ha conservado su arquitectura tradicional, lo que le ha hecho merecedor de la distinción como «Bien de Interés cultural con la categoría de Conjunto Histórico». Sus calles son largas y estrechas y por varias de ellas fluye un arroyo de agua durante todo el año. Las viviendas tradicionales suelen tener tres plantas: una primera de piedra que sirve de bodega o establo y dos más construidas con un entramado de madera y adobe que se utilizan de vivienda y desván.

sierra-de-gata-san-martin-de-trevejo-plaza-mayor

     También podemos admirar algunas casas señoriales construidas en piedra y con escudos de armas, la Iglesia Parroquial, que guarda tres tablas del Luis de Morales, la Plaza Porticada, el Palacio del Comendador, el Convento Franciscano de San Miguel y la Torre CampanarioSan Martín de Trevejo, es famoso además por sus vinos, incluso se le llegó a denominar San Martín de los Vinos, por lo que recomendamos visitar alguna de sus tradicionales bodegas.

sierra-de-gata-vinos 

     No podemos dejar la Sierra de Gata sin probar sus platos tradicionales en alguno de sus numerosos restaurantes y sin llevarnos muestras de sus productos típicos para compartirlos cuando regresemos. Nos va a encantar el aceite, de cuyas cualidades podemos informarnos en la web del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Gata-Hurdes. Y, si lo hemos probado en nuestra visita, seguro que no se nos olvida llevarnos algunas botellas de vino, tanto de tintos (jóvenes, de color granate, aromas florales, con paso de boca delicado y cálido en el posgusto) como de blancos (afrutados y agradables, que ya en los siglos XIV y XV eran sobradamente conocidos y alabados por Felipe II, Carlos I y mencionados por Miguel de Cervantes en el Licenciado Vidrieras).

     Una descripción más completa de los atractivos de la Sierra de Gata podemos encontrarla en nuestros anteriores artículos Verano en la Sierra de Gata, Sierra de Gata, pueblos y paisajes de antaño, Sierra de Gata en otoño, senderos entre grises y ocres, Ruta por la sierra de Gata Occidental y Ruta por la Sierra de Gata Oriental.

Check Also

EXTREMADURA EN OTOÑO, LA VERA

     Extremadura en otoño, La Vera, para disfrutar de sus bosques, montañas, pueblos, manjares …